La catedral de Nuestra Señora de Estrasburgo

monumento
La catedral de Nuestra Señora de Estrasburgo

La catedral de Nuestra Señora de Estrasburgo, auténtica obra maestra del arte gótico, celebró en 2015 su primer milenio.

En 1365 concluyó la construcción, tras casi tres siglos de trabajo, de este monumental edificio de arenisca rosa de los Vosgos cuyos cimientos reposan sobre los restos de un templo romano. Su flecha de piedra, insolente desafío a las leyes de la verticalidad, culmina a 142 metros, lo que la convirtió en la torre más alta del mundo cristiano hasta 1847.

Esta joya estrasburguesa es el segundo monumento más visitado de Francia, después de la catedral de Notre-Dame de París, con casi cuatro millones de visitantes anuales. Su soberbia fachada de piedra calada, profusamente ornamentada, que parece cincelada en el espacio, se presenta como una verdadera obra de orfebrería.

No desaproveche la ocasión para intentar descifrar los intrincados símbolos que encierra, representaciones de parábolas bíblicas según los fundamentos del arte religioso. Después puede acercarse a la puerta sur y disfrutar cualquier día a las 12:30 del espectáculo que brinda el fascinante reloj astronómico con su juego de autómatas.

Catedral de Nuestra Señora de Estrasburgo
Place de la Cathédrale
67000 Estrasburgo

Tel.: +33 (0)3 88 21 43 34

www.cathedrale-strasbourg.fr